domingo, 20 de julio de 2008

Vallejo: el mensajero


El ritmo en el que está escrita es el de la vida errática del protagonista: de Colombia a Guatemala, de aquí a México, luego a Cuba, luego a México, luego a Honduras, al Salvador, a Perú, a Colombia otra vez, y a México a morir. La pesquisa de Vallejo sigue la misma ruta que la búsqueda de la identidad que marcó la vida de Barba Jacob (o Ricardo Arenales, o Juan Sin Tierra, o Juan Azteca, o…). La biografía se convirtió en “una carrera contra la muerte”. Contra la muerte de Barba Jacob y de quienes guardaban en su memoria los recuerdos de los recuerdos de Barba Jacob; lo único que queda: una fuga o, mejor, el rastro de una fuga. No sólo por su obstinación en revisar las huellas que dejó el poeta, sino también por su estilo torrencial, Vallejo era el indicado para escribir esta biografía. El autor, desde luego, no pierde la ocasión de lanzar algunos de sus dardos contra figuras de renombre. Una de sus víctimas a lo largo del libro es el gran Octavio Paz: “Hay en este país un loco, un loco pretencioso, que ha dicho, escrito, que el único que desafinaba en la segunda edición de “Laurel, Antología de la Poesía Moderna en Lengua Española” era Barba Jacob. Ese loco pretencioso es un poetilla soso de nombre insulso, al que también, como a Echeverría, le llevaron a Barba Jacob al Hotel Sevilla. Quién sabe qué le haría. Se llama Paz, dizque Octavio Paz…” En eso sí no nos metemos.

20 comentarios:

Camilo Jiménez dijo...

Este puede ser el mejor libro de Vallejo. Si se dedicara más a este tipo de estudios y menos a la cantaleta de vieja iracunda que mantiene podríamos leer más páginas perfectas, como las de esta biografía.

No recordaba "Juan Azteca" como heterónimo de Barba-Jacob. A mí el que más me gusta es Maín Ximénez.

Carlos A. y Pablo R. dijo...

De acuerdo con vos, Ximénez: el mejor libro de Vallejo.

Lucaz dijo...

De don Vallejo solo he leido los ensayos que de tarde en tarde le publican en el Malpensante y me han gustado mucho, he intentado leer dos novelas (Entre Fantasmas y La Virgen de los Sicarios) y no he podido, me parece bien escrito poro feo, feísimo el estilo...parece que como biógrafo también le suena la flauta.

Martín Franco dijo...

Vea usted: a mí es el estilo, precisamente, lo que más me gusta de Vallejo. ¿Que es como una vieja cantaletosa? Sí. ¿Que se repite y se vuelve cansón? También. Pero el hombre la logra. Y con respecto a lo que escribe, si es un hiueputa o no, júzguenlo ustedes con este fragmento de "Entre fantasmas":

"Iba el otro día por la calle con un amigo inconsciente, intrascendente, y nos tropezamos en la banqueta (que es como aquí se llama a la acera) con una familia de inditos estorbando el paso: el indio, la india y tres o cuatro o cinco redrojos, tendiendo hacia nosotros sus manos limosneras. Yo les lancé una mirada de odio; mi amigo el atolondrado sacó y le dio una moneda, tras de lo cual lo tuve que amonestar así:

-Jamás vuelvas a hacer lo que hiciste porque le das dinero al indio y come; come y agarrra fuerzas; agarra fuerzas y se le para; se le para y se lo mete a la india; se lo mete a la india y la preña; la preña y le nace un hijo. El hijo nace, crece, se tropieza contigo en una esquina, te ve rico y él pobre, y saca un cuchillo y te mata. Jamás les des dinero a estos asquerosos; si acaso chocolatinas envenenadas".

yacasinosoynadie dijo...

Noooo ese tonito de antiprofeta polémico que Vallejo le pone a todo me lo parte en tres pedazos grandes... Que maluquera de tipo…

Camilo Jiménez dijo...

Cada vez estoy más en desacuerdo con Martín y su gusto literario. ¿Cómo le puede gustar esa cantaleta boba? ¿Cómo puede despreciar a McCarthy, y encima después de leer apenas 32 páginas? Pero bueh.

Carlos A. y Pablo R. dijo...

Parecen niños chiquitos Camilo y Martín. Mejor emborrachémosnos esta noche en el apto de Martín.

Carlos A. y Pablo R. dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Martín Franco dijo...

Ya ves, Camilo: se llaman 'gustos'. ¿Para todos tienen que ser iguales? Por fortuna, no. A unos les gusta MCCarthy y a otros nos parece 'bulla'. Y eso no está mal. ¿O sí? Lo mismo con Vallejo. 'Gustos'...

Carlos A. y Pablo R. dijo...

Pues ese cuentico de los gustos no me suena mucho. Como si alguien dijera: "bueno, todo es cuestión de gustos, a mí me gusta Jaime Espinal y a usted Cervantes"...

Carlos A. y Pablo R. dijo...

¿Es Espinal o Espinel?

JOHAN BUSH WALLS dijo...

Llegué por casualidad al blog de un colombiano, El ojo en la paja se llama, desde entonces, o sea desde ayer, voy de comentario en comentario, leyendo a otros colombianos, estoy inmerso en un viaje de descubrimiento, ahora mismo.

Salu pue

Jorge Sánchez dijo...

Por cuestiones de estudio tuve que leer casi la totalidad de la obra de Vallejo, y confieso que me gustó, sobre todo "El desbarrancadero". De sus biografías, me leí la de Silva, pero no me gustó mucho. Y hace meses le estoy metiendo el diente a su primer libro, "Logoi", una gramática literaria bastante erudita, que no tiene nada que ver con lo que publicó después.

El estilo del tipo me gusta y me parece inimitable (de hecho, nadie debería imitarlo), y lo prefiero a él mil veces que a otros provocadores de medio pelo como Efraím Medina.

m dijo...

a mí ni me dan ganas de leerlo, voy a esperar a que se muera y deje de decir idioteces en televisión, que casi todo el mundo lo olvide para que me den ganas de leerlo.

Luis Fernando Gutiérrez-Cardona dijo...

Lo que le gusta a uno es bueno. ¿O no?. He leído a Vallejo y pa'que... me he divertido mucho, salvo con la biografía de Barba-Jacob que no, no daba para tanto. Sin embargo no he dejado que Ängela la use para equilibrar un mueble cojo. Pero respecto de los gustos si escuché a dos ratones que conversaban en el cuarto útil después de que acabaran de ruñirse la película La Virgen de los Sicarios. Uno de ellos anotó que estaba mejor el libro y el otro dijo que no, que le parecía que era al contrario. El cuento es conocido, pero aplica. Ahora: ¿no hay mucho de Fernando González en Fernando Vallejo?

Sinar Alvarado dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Sinar Alvarado dijo...

pues a mí, que tenía mis reservas hacia vallejo, sobre todo por sus cantaletas necias, me gustó mucho "el mensajero". es una investigación ambiciosa, hecha con rigor, comprensiva, detallada, hilarante a veces, crítica, bien narrada, que corre riesgos al elegir ese tono, ese estilo como de catarata cíclica. y al final, digo yo, no pela el pedal: funciona.

christiam dijo...

A mi vallejo me gusta porque se parece a mi tia carlota, una vieja misántropa que siempre despotricaba contra el prójimo, pero siempre me daba postres (suspiros, mazamorras,por cierto, postres limeños) cada vez que la visitaba... como no querer a alguien así.
saludos desde la horrible

Anónimo dijo...

Yes exactly, in some moments I can reveal that I acquiesce in with you, but you may be in the light of other options.
to the article there is stationary a definitely as you did in the decrease publication of this demand www.google.com/ie?as_q=pandanus amaryllifolius roxb ?
I noticed the phrase you suffer with not used. Or you partake of the black methods of helping of the resource. I possess a week and do necheg

Anónimo dijo...

Hi everyone! I do not know where to start but hope this place will be useful for me.
I will be happy to get some help at the start.
Thanks and good luck everyone! ;)